Familia, salud y sexo

This is the start of an expanding list
¿Por qué debo hablar con mi familia sobre salud y sexo?

Hablar sobre salud y sexo puede ser muy incómodo, especialmente si es con tu familia. Muchos chicos y chicas creen que su papá o mamá reaccionarán de forma negativa, pero a veces esto no ocurre. Seguro que se preocupan por ti y te pueden ayudar.

Piensa en esto: tu papá o tu mamá también han sido adolescentes, así que pueden darte algunos consejos. También, en Mucha Nota sabemos que, aunque sean papás y mamás, las personas adultas no siempre saben bien sobre estos temas. Puedes ayudar a tu familia a hablar de sexo contigo si les enseñas esta sección de Mucha Nota: Para Padres y Madres.

Si quieres estar segura o seguro de que tu papá o mamá no le cuenten a nadie las conversaciones que tienen contigo, tienes que pedirles que no lo hagan.

Si sientes que de verdad no puedes hablar con tu familia sobre salud y sexo, prueba a buscar otra persona adulta en la que confíes.

¿Cómo empezar la conversación?

Empezar la conversación sobre salud y sexo con tu familia puede ser la parte más difícil, pero luego cada vez es más fácil. Aquí están algunos tips que te pueden ayudar:

  • Aprovecha una revista o un programa de TV para empezar a hablar sobre sexo en general. Luego puedes ir a cosas que son más personales para ti.
  • Si te sientes más cómoda o cómodo usando el email, el Whatsapp, etc. hazlo. No importa cómo hables, solo habla.
  • Rompe el hielo con algo como: “Es un poco raro hablar de esto para mi y tal vez para ustedes también, pero quiero preguntar sobre…”
  • Piensa en las preguntas que quieres hacer, prueba a escribirlas.
  • Puedes preguntarles qué les enseñaron sus papás o mamás sobre sexo, cómo saber si estás enamorada o enamorado, cómo saber cuándo tener sexo y cómo protegerse de embarazos y Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS).
¿Cuándo es el mejor momento para hablar?

La mejor herramienta que puedes utilizar para comunicarte con tu familia -o cualquier otro adulto- es seguir hablando con ellos, no importa sobre qué. Las relaciones importantes dependen en gran medida de estar comunicándose siempre.

Una buena comunicación te ayudará a tí y a tu familia a hablar de todos los temas con naturalidad, incluyendo el tema del sexo o las relaciones cuando llegue el momento.

El mejor momento para hablar de sexo es cuando sepas que te van a poder escuchar sin distracciones por el trabajo y otros temas, así que pide un momento así, sólo para ti.

¿Qué pasa si en mi familia tampoco saben cómo hablar de salud y sexo?

Aunque a veces papá o mamá parecen saberlo todo, la verdad es que solo son personas y también necesitan ayuda, en especial para hablar sobre temas como sexo o relaciones con sus hijos o hijas.

Tienes que entender que es muy probable que durante su adolescencia, tampoco nadie habló de esto con ellos.

Papá y mamá también tienen mucho desconocimiento, así que es importante que también tengan la oportunidad de aprender cosas nuevas. Te invito a que les enseñes esta página Mucha Nota y en especial la sección Para Padres y Madres. Este puede ser un momento ideal para mantener conversaciones sobre sexo, relaciones, anticonceptivos y todos los temas que te interesan.

¿Cuándo debo buscar ayuda urgente de otras personas?

La mayoría de las preguntas que te haces sobre salud y sexo son probablemente muy normales, así que ¿cómo sabes cuándo es verdaderamente importante hablar con un profesional de salud sobre ello? Pilas con  esto:

  • Cuando tengas algún dolor o molestia desde hace tiempo o si algo se siente realmente mal.
  • Cuando tienes dudas sobre tu primera menstruación o eyaculación.
  • Si tienes dudas relacionadas con lo que está sucediendo en tu cuerpo.
  • Si decides tener relaciones sexuales y quieres escoger un método anticonceptivo.

Te invito a visitar un Centro Amigable de Salud sexual y reproductiva para adolescentes y jóvenes y hablar en privado con un profesional de salud sobre cosas que no quieres preguntar a otras personas. Cuando estás con un profesional de salud, recuerda que no existen las preguntas estúpidas. Los profesionales de salud son expertos en el cuerpo y su trabajo es responder a las preguntas que tengas sobre tu cuerpo y tu salud. Siempre estarán muy felices de responder cualquier duda que tengas.

This is the end of an expanding list