¿Qué hago si estoy embarazada?

Qué puedes hacer si estás embarazada en pocas palabras

Si estás embarazada solamente tú puedes decidir qué quieres hacer. Tómate tu tiempo para pensarlo, pero mientras más rápido, más opciones tendrás. Aquí abajo puedes encontrar algunas ideas para ayudarte a saber qué hacer.

This is the start of an expanding list
Adopción, aborto o continuar el embarazo

Si estás embarazada tienes tres opciones: adopción, aborto o continuar el embarazo.

Adopción: La adopción es un proceso legal complejo. Si estás pensando en esta opción, debes buscar rápidamente toda la información posible sobre qué tienes que hacer para entregar al bebé en adopción. El Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) es el organismo responsable de los trámites de adopción.

Aborto: si estás pensando en esta opción, lo más importante es que te informes todo lo posible y que no pongas en riesgo tu salud o tu vida. En algunos casos, el aborto es legal en Ecuador, así que infórmate de las opciones.

Continuar el embarazo y quedártelo: Ser mamá puede ser una experiencia súper chévere, pero ser mamá adolescente generalmente es más difícil. Tienes que pensar en qué va a significar la maternidad para ti, en tus estudios, en tus posibilidades de trabajo, en la relación de pareja o con la familia y también en tu salud.

En todas las circunstancias, te propongo que visites un Centro Amigable de Salud sexual y reproductiva. Allí podrás encontrar proveedores de salud profesionales que te darán toda la información que necesites de forma confidencial, sin prejuicios ni discriminación.

¿Cómo puedo tomar una decisión?

Puede ser muy difícil saber qué decisión será la mejor para ti. Puede ser útil hacer una lista de ventajas y desventajas tomando en cuenta cuál es tu situación.

Hablar con alguien más sobre lo que sientes también puede ayudar. Si te sientes cómoda, puedes hablar con tu papá, tu mamá u otro familiar sobre ello. O busca a alguien que te escuche, que te apoye, que respete tu privacidad y que no te presione para decidir cualquiera de las opciones.

¿Cómo digo a mi familia que estoy embarazada?

Algunas veces los familiares se ponen bravísimos cuando descubren que su hija está embarazada, pero otras veces lo entienden. Realmente no hay forma de saber cómo reaccionan tu papá y tu mamá, a menos que hables con ellos.

Si puedes, trata de ser honesta y recuerdales que confías en ellos y que necesitas su ayuda. Si se enojan, puede ser que solo necesiten tiempo para calmarse.

Aunque probablemente te dé miedo, hablar con tu papá o tu mamá puede ser de mucha ayuda. Pueden ayudarte a repasar tus opciones y asegurarse de que tengas la atención médica que necesitas.

¿Qué pasa con el chico?

El embarazo es cosa de dos. Los chicos también deben asumir su responsabilidad.

La decisión de ser mamá o no, le pertenece en exclusiva a la chica, pero siempre es bueno que el chico apoye y acompañe la decisión que tome la chica, sea cual sea, sin intentar presionarla en ningún sentido.

Asumir la paternidad no es fácil, especialmente cuando no estás muy seguro de que quieras continuar la relación. Puedes ayudar a tu chica a ver las opciones que hay de forma honesta, incluso debes hablar con ella de tus sentimientos al respecto, pero nunca imponerle tu decisión.

This is the end of an expanding list